lunes, 13 de enero de 2020

UN AÑO MÁS - MIERDA POR UN TUBO

Queridos amigos negros, pequeños cabrones, hijos de puta todos. 

Feliz año... pero vamos, que será para vosotros porque llevamos solo 13 días de 2020 y yo por el momento no hago más que engarzar marrones. Literalmente además. El día uno de enero le reventó la tubería general a un vecino mío y, como administrador de la finca que soy, tuve a bien pasarme el primer día del año achicando agua y recogiendo PURA MIERDA con las manos de tres pisos adyacentes, desde las 10 de la mañana hasta las 19:00 de la tarde que fue cuando llegó por fin la cuba para deshacer el entuerto. Vamos, un planazo de la hostia para comenzar el año.

Así se lo contaba al Dani el otro día:

...la noche del 31 estábamos a punto de cenar cuando me llamó mi cuñado desde la puerta y me dijo: "El vecino del 7º2ª ha tenido un reventón en la tubería de su casa".
Viniendo de mi cuñado pensé que lo decía de coña, pero no. Después de acostarme a las 3 de la mañana habiendo recogido la mesa para 14 comensales me despertó el vecino a las 8 de la mañana para que viera como tenía el piso; literalmente le estaba lloviendo dentro de la cocina. 

Total que el día 1 de enero, desde las 8 de la mañana hasta las 19:00, lo pasé achicando agua, recogiendo mierda y papel de váter en tres pisos: En el 7º2ª el váter vomitaba agua como un volcán; en el 6º2ª caía agua del techo como si estuviese lloviendo dentro de la cocina; en el 5º2ª había una mancha de humedad en el techo que parecía que este se iba a descuartizar como una galleta mojada en leche.

Pero dejémonos ya de lloriqueos y, como esto sigue siendo el blog nefasto de Condiloma ediciones, voy a procurar poneros al corriente de las novedades de nuestra editorial fraudulenta. No es que hayan muchas, pero bueno, mayormente escribo esta entrada para no dejar descuidada a la posible audiencia del blog.

Si bien ahora mismo estoy tratando de quitarme toda la morralla que tengo procrastinada desde el año pasado (llevar el coche al taller, redactar informe de la comunidad, mandar burofaxes a unos vecinos, etc) antes de terminar el 2019 estuve trabajando en la corrección de los libros "Putas, yonquis e inmigrantes" y "Oi! El libro más facha del mundo". Únicamente me falta maquetarlos con los márgenes correctos y ya estarán listos para mandarlos a imprimir. Creo que ya os dije en alguna entrada anterior del blog que mi idea era la de publicar 50 ejemplares de cada uno de esos dos libros. Pues bien, lo que pretendo es darle carpetazo a la colección actual y tener así todos los títulos publicados hasta la fecha; primero para que los verdaderos seguidores del Maricones del espacio tengan disponibles todos los libros en formato impreso y en segundo lugar para que nosotros podamos comenzar con una nueva etapa editorial en la que cada libro que terminemos lo podamos mandar directamente a imprimir. Mejor así ¿no?


Pues eso, en estos días en los que he tenido tiempo para despejarme han comenzado a conjugarse ya algunas de las historias que quisiera incluir en nuestro próximo libro titulado "Viaje al culo de tu padre" y que será una suerte de aventura lisérgica donde Polla Pesebre viajará hasta las mismas entrañas del culo de su progenitor con el fin de capturar vivo al primer espécimen de pentaculat llegado desde los más remotos confines de la galaxia. 

Como os decía, en cuanto termine de abordar y resolver los temas personales lo primero que haré será maquetar los libros para imprimirlos y después me pondré por las noches a darle forma a nuestra próxima publicación.

PD: Echad un vistazo a nuestra web donde vamos incluyendo los libros disponibles para su lectura en Wattpad. Ya hay usuarios de dicha red asomándose para husmear nuestras publicaciones.

Pues nada que, de nuevo, feliz año para todos los que seguís entrando a este blog.

-R- 

No hay comentarios:

Publicar un comentario